Hablemos De The Smiths

smithsRepasando el otro día la discografía completa de The Smiths, me voy a permitir el lujo de escribir un poco sobre esta banda de Manchester, poco respetada en muchos círculos rockeros.

Y es que esos aires de diva que ha gastado Morrisey (cantante y líder) desde siempre, unido al peculiar sonido del grupo, no han sido la mejor carta de presentación en los ambientes más duros. Quizá, también, por coincidir con aquella oleada de bandas metálicas inglesas (Iron Maiden, Def Leppard, Judas Priest, Saxon…) que eran la antítesis de los de Manchester…el caso es que, pese a que gozaron de éxito comercial a nivel internacional (no tanto en USA, donde rechazaron su aroma excesivamente británico, como habían hecho antes con The Kinks), se quedaron en una especie de limbo donde incomodaban al mainstreem y tampoco eran aceptados por buena parte del underground de su país natal.

Pero la verdad es que ellos aportaban guitarras frente al reinante tecno comercial que colmaba las listas de aquellos años, y compromiso frente a la dura época de la Thatcher como líder británica y compañera de juergas internacionales con el actorazo Reagan. Realmente eran un grupo diferente, como fueron unos años antes Joy Division, por poner un ejemplo, dificilmente catalogables en su momento pero que han servido para inspiración de muchas bandas que aparecieron después.

Editaron 4 discos (“The Smiths“, “Meat Is Murder“, “The Queen Is Dead” y “Strangeways: Here We Come“), tres recopilatorios en la época que ofrecían cosas distintas (“Hatful Of Hollow“, “Louder Than Bombs” y “The World Won´t Listen“) y un directo (“Rank“). Éste es, precisamente, el material que incluye esta caja que tengo entre las manos llamada “The Smiths Complete“.
ban_gen_WB_728x90
Las diferencias entre Morrisey y el guitarrista Johnny Marr (realmente entre Morrisey y el resto de componentes, me atrevería a decir) no permitieron que el grupo tuviese una longevidad mayor, separándose definitivamente en 1987.

Morrissey-JohnnyUno de los aspectos que más distinguieron a la banda fueron las letras de Morrisey, un tipo obsesionado con la literatura, el vegetarianismo y los grupos glam como New York Dolls (además de fundar su club de fans fue el responsable de su reunión tras décadas de parón de los neoyorkinos) o Marc Bolan, y por cargar tanto en sus letras como en sus entrevistas contra la reina de Inglaterra, las campañas de Bob Geldolf y contra la Dama de Hierro (no podemos dejar de recordar el famoso tema que sacaría Morrisey en su primer disco en solitario llamado “Viva Hate”, y al que bautizaría con un directo Margaret On The Guillotine“). También se le conocen episodios poco amistosos con sus compañeros, como cuando echa de la banda a su bajista a través de un “post-it” dejado en su coche, por los problemas de heroína que arrastraba el tipo.

La verdad es que nunca fueron la alegría de la huerta, y su sonido es la BSO perfecta para una época políticamente gris como pocas en las islas. De hecho; pienso que representan francamente bien toda aquella decadencia de la política exterior (Guerra de las Malvinas) y de la interior (guerra civil de la Thatcher contra los mineros, reformas laborales salvajes, privatizaciones galopantes…).

Particularmente, me gustan las canciones que dejaron el grupo y me gusta buena parte de la carrera en solitario que ha sacado adelante Morrisey. No me gusta tanto el personaje, aunque reconozco que a veces, en lugar de irritarme, me hace gracia lo exagerado de su comportamiento, pues parece parodiarse a sí mismo.
ban_gen_WB_728x90

Y si hablamos de discos, creo que casi todo el mundo coincidiría conmigo en que “The Queen Is Dead” es su obra más redonda, donde se mezcla compromiso, denuncia, amor y melancolía. “Bigmouth Strikes Again”, “The Boy With The Thorn In His Side” o la magnífica “There Is A Light That Never Goes Out”. Pop exquisito e independiente. Música de una época que envejece con toda la dignidad de las obras maestras.

 

Muchos pasarán de ellos, algunos estamos encantados con su música, y otros solamente conocerán la versión donde Mikel Erentxu destrozaba “There Is A Light That Never Goes Out“, pero realmente pienso que era una banda especial con un buen legado que ha sido muy inspirador.

Han habido demandas entre los miembros desde su separación, intentos de reagruparlos por parte de cadenas de televisión y discográficas, pero todo parece indicar que una reunión de este tipo nunca pueda suceder, sobretodo porque a Morrisey le va bastante bien en solitario.

Aunque nunca se sabe.

“Hang the DJ, Hang the DJ, Hang the DJ…”…Panic.

 

 
http://rcm-eu.amazon-adsystem.com/e/cm?t=dedodiardepra-21&o=30&p=8&l=as1&asins=B005DKLPQ0&ref=tf_til&fc1=000000&IS2=1&lt1=_blank&m=amazon&lc1=0000FF&bc1=000000&bg1=FFFFFF&f=ifrhttp://rcm-eu.amazon-adsystem.com/e/cm?t=dedodiardepra-21&o=30&p=8&l=as1&asins=B007F5S1B8&ref=tf_til&fc1=000000&IS2=1&lt1=_blank&m=amazon&lc1=0000FF&bc1=000000&bg1=FFFFFF&f=ifrhttp://rcm-eu.amazon-adsystem.com/e/cm?t=dedodiardepra-21&o=30&p=8&l=as1&asins=B007F5S1BS&ref=tf_til&fc1=000000&IS2=1&lt1=_blank&m=amazon&lc1=0000FF&bc1=000000&bg1=FFFFFF&f=ifrhttp://rcm-eu.amazon-adsystem.com/e/cm?t=dedodiardepra-21&o=30&p=8&l=as1&asins=B007F5S1GS&ref=tf_til&fc1=000000&IS2=1&lt1=_blank&m=amazon&lc1=0000FF&bc1=000000&bg1=FFFFFF&f=ifrhttp://rcm-eu.amazon-adsystem.com/e/cm?t=dedodiardepra-21&o=30&p=8&l=as1&asins=B007F5S1FY&ref=tf_til&fc1=000000&IS2=1&lt1=_blank&m=amazon&lc1=0000FF&bc1=000000&bg1=FFFFFF&f=ifr

Anuncios

Más De 25 Años Con Juan Perro

Hace unos meses cumplía 25 años uno de los discos más importantes de la Historia Del  Rock de este país. Estoy hablando de “La Canción De Juan Perro”, de Radio Futura.

Ese disco ha sido, para el que suscribe, desde su aparición una obra casi obsesiva.

radio-futuraAunque mis gustos musicales, desde bien pequeño, han sido mucho más cercanos a músicas bastante más duras, siempre defendí a Radio Futura como uno de mis grupos favoritos, aunque en los ambientes por los que me movía, esa afirmación me hacía parecer un poco raro.

Dentro de la carrera del grupo éste es, para mí, su obra más perfecta. Por varios motivos: porque supone reinventarse después de haber grabado otra obra magnífica (“De Un País En Llamas”). Lo más fácil sería haber seguido la línea que marcó aquel exitoso álbum, pero ellos decidieron arriesgar, pasando de un disco donde habían utilizado nuevas tecnologías que en este país aún no se usaban (samples, ordenadores…) y con un sonido tremendamente industrial (no exento de influencias reconocibles: David Bowie, Talking Heads,…), a un conglomerado de estilos mezclados con un gusto exquisito y tremendamente bien producido. Porque en “La Canción De Juan Perro” podemos encontrar  desde blues, funk o rythm & blues, hasta rumba, salsa, reggae y, evidentemente, Rock And Roll.

Radio_Futura-La_Cancion_De_Juan_Perro-Frontal Otro motivo para darle mayor mérito a esta obra es el cambio de formación que sufren, pasando de tres miembros a cinco, pues es sustituido el batería original (Carlos Solrac Velázquez) por Carlos Torero, y se añade al combo un teclista (Pedro Navarrete), con lo que esto supone a la hora de trabajar y compenetrarse.

Más detalles: la banda decide buscar ayuda exterior y no trabajar ellos todo. Se ponen en contacto con Jo Dworniak (al que conocieron en la grabación del anterior disco en Londres), y cuentan con su presencia, trabajo y talento desde la grabación de las primeras maquetas para el álbum.

Además de la nueva forma de trabajar, deciden hacer algo que, probablemente, no había hecho ninguna banda española hasta ese momento: se van a grabar a Nueva York durante un mes. Un hito a nivel patrio.

Contaba Enrique Sierra que después de grabar las bases del disco, deciden incorporar músicos de sesión. Prácticamente habían gastado todo el presupuesto de la grabación en el alquiler del estudio, el pago al personal que trabajó con ellos y la estancia en la ciudad, así que temían que no pudieran contratar a nadie o que la calidad de los músicos no fuera suficiente. Pero nada más lejos de la realidad. La sorpresa fue que en Nueva York están, posiblemente, los mejores músicos del mundo en cada instrumento y estilo y, encima, son mucho más baratos que en otros sitios. La fuerte competencia posibilitaba este hecho.

Releyendo estas notas, pienso en lo distintas que eran las grabaciones de antes con estos presupuestos a las actuales, donde muy pocos grupos pueden optar a este tipo de aventura, y donde la grabación casera gana enteros de manera abrumadora.

A lo que íbamos; consiguen contratar a Daniel Ponce a las percusiones y a The Uptown Horns como grupo de metales que había grabado con Tom Waits, James Brown, o girado con nuestro amado Willy De Ville o con The Rolling Stones, entre otros ilustres.

En definitva; la banda vuelve con un disco bajo el brazo que demuestra que su asomo a influencias más latinas era la evolución natural del sonido del grupo.

Las canciones del disco son, simplemente, inmejorables, aunque es una obra que se ha de saborear por completo. ¿Mis favoritas? Pues posiblemente sean “A Cara O Cruz”, “37 Grados” (primer single), “El Canto Del Gallo” y “Paseo Con La Negra Flor”, que no fue incluida en las primeras ediciones.

Música excepcional, letras trabajadísimas y maravillosas, mezclas de estilos, sonido y producción perfectas…todas éstas cosas son las que mantienen a “La Canción De Juan Perro” como una obra mayúscula que, por derecho propio, debería estar en los primeros puestos de cualquier lista que repase la historia de la música de este país.

No quería dejar pasar la oportunidad de volver a homenajear al miembro de Radio Futura que desapareció el día 17 de Febrero de 2012; el gran Enrique Sierra.

sierraSierra era el elemento enigmático de Radio Futura. Como bien han definido algunos; guitarrista más de atmósferas que de derroches técnicos. Muy innovador, como toda la banda a lo largo de su existencia.

Solamente tuve la suerte de verlos una vez en directo.

Fue la calurosa noche del 20 de Agosto de 1989, en una discoteca de La Manga. Recuerdo perfectamente el sonido de la banda, algo grandioso, poderoso, sin fallos ni huecos. Una máquina perfecta de hacer música, en su mejor momento. Huelga decir que era uno de mis primeros conciertos y que luego he podido disfrutar de cientos de ellos, pero éste lo tengo entre uno de mis preferidos desde siempre. A veces me gusta pensar que nunca me he logrado recuperar del shock que me suposo ver a esta gente sobre las tablas.

Podríamos seguir hablando de los comienzos del grupo, o de los trabajos posteriores, o de la carrera en solitario de Santiago Auserón o de los trabajos del resto de componentes pero, en realidad, este artículo solo prentendía rescatar para ustedes un disco que yo sigo escuchando regularmente, pues el paso del tiempo no ha hecho mella en él, y sigue siendo un auténtico placer disfrutarlo.
http://rcm-eu.amazon-adsystem.com/e/cm?t=dedodiardepra-21&o=30&p=8&l=as1&asins=B00D12QEU4&ref=tf_til&fc1=000000&IS2=1&lt1=_blank&m=amazon&lc1=0000FF&bc1=000000&bg1=FFFFFF&f=ifr

EL CANTO DEL GALLO

El jaleo de los días de feria
ya se oía a un kilometro del pueblo
y un extraño acento en el hablar
de los que halló por el camino.
Un coro de muchachas y una vieja
levantándose las faldas al bailar
y un jovencito de broma peligrosa
haciendo gala del orgullo local.
De los que dan dinero por la noche
para que nunca termine su canción
para que sude el músico ambulante
su condición de vagabundo.
Es ya la hora del aperitivo
y todavía no funciona el tiovivo
el músico buscó la acera en sombra
y la ventana donde olía a flor.
Tenga esta rosa blanca, señorita
a cambio de su negro pensamiento
por qué motivo temblaron sus labios
vio en sus ojos el fondo de un volcán.
Y mientras tanto corría la sangre
en la plaza, como un vino común
y las plumas de los gallos
por el aire volaban aun.
Quítese usted de en medio forastero
que ya no quedan señoritas en el bar
ya cantó como el gallo de pasión
pero esta es mi canción
y el baile va a empezar.
El músico ambulante se agarró del vaso
y sintió que flotaba en la luz artificial
apuró el trago de madrugada
un borracho imitaba el canto del gallo.
Se deslizó por una callejuela
antes de que empezase a clarear
y al pasar por la ventana enrejada
suavecito empezó a silbar.
Pero nadie conocía la tonada
que era inventada para la ocasión
y se fue por el camino a contemplar
los desvelos de las ultimas sombras.
Y caminando iba pensando que ganar
siempre es tentar a la otra cara de la suerte
y que por eso te hacen daño los huesos
cuando golpeas fuerte.
Y así se fue chasqueando los dientes
en memoria de algún actor
cuyo nombre se ha perdido
y que hacía de bandido

Y sintió la alegría del olvido
y al andar descubrió la maravilla
del sonido de sus propios pasos
en la gravilla.